Análisis Destacado

[Retro-análisis] Mortadelo y Filemón: El Sulfato Atómico

14 septiembre, 2020 4 mins de lectura

[Retro-análisis] Mortadelo y Filemón: El Sulfato Atómico

Los agentes de la TIA de misión por Tiranía

¿Mortadelo y Filemón? no me suenan

Empecemos con un poco de historia. Mortadelo y Filemón son unos personajes de cómic creados por Francisco Ibáñez, que vieron la luz en 1958. Las primeras historietas de estos personajes, eran cortas, de 6-7 viñetas, cada una. Hasta que, en 1969, dieron el paso a álbum con el Sulfato Atómico, así hasta nuestros días.
En esta historia se nos presentaban, ya no como una Agencia de Información, sino como reputados agentes de la TIA y con unos cuantos personajes más como el Súper, La Ofelia, El Profesor Bacterio y muchos más.


¿Pero quienes son y qué papel desempeñan?
Mortadelo es un agente algo bobalicón pero con una super habilidad: disfrazarse en cero coma. Tiene más de un millón de disfraces y los lleva todos encima para sus misiones. Filemón es el jefe (se quedó con ese apodo cuando ambos trabajaban en la agencia de información), es tacaño, con humor seco y siempre intenta escaquearse de su trabajo. Ambos son la combinación perfecta para fastidiarla en todas las misiones.

Mortadelo y Filemón en PC

Mortdadelo y Filemón
Mortadelo izquierda, Filemón derecha

Estos personajes dieron el salto al PC allá por 1987 en un MSX con videojuegos de plataformas y recolección de objetos (gallinas) con Safari Callajero. Eran videojuegos muy sencilletes, pero muy divertidos. En 1997 Alcachofa Soft adquiere los derechos para varias aventuras gráficas de estos personajillos tan peculiares, siendo el Sulfato Atómico la primera de todas.
Recientemente, Erbe Software, ha recuperado todas estas aventuras y las ha trasladado a Steam. Esta aventura cayó en mis manos en 1998 y fue mi primer juego de “mayores”, al cual le tengo mucho cariño. Hace unos días lo volví a jugar aprovechando la entrada en steam por las rebajas y es momento de ver mi re-experiencia.

El Bacterio, un sulfato y un viaje a Tiranía.

Bruteztrausen
Bruteztrausen con el Sulfato

Este juego nos cuenta que Bacterio ha creado un sulfato para desterrar todas las plagas del campo. Pero este sulfato está lejos de hacer eso. El sulfato lo que realmente hace es convertir a los bichos al tamaño de locomotoras. Se conoce que el Bacterio es bastante torpe, por ejemplo, inventó una crema capilar contra la calvicie y la probó en Mortadelo, que por aquel entonces era llamado “Mortadelo el melenuedo.”
Un famoso tirano de Tiranía, Bruteztrausen, se entera de la propiedad especial de este sulfato y lo roba para someter al mundo con ejércitos de grillos.
La misión de nuestros queridos agentes es ir a Tiranía y recuperar el sulfato de las manos de Bruteztrausen.

Insultos al guardia
Intentando entrar en el palacio

La tarea parece sencilla, vamos a ese país, pillamos el sulfato y para casa. Pues no, estos dos agentes harán lo imposible para pifiarla a cada paso que den. Como por ejemplo, confundir los pasaportes con unos libros de recetas de Arguiñano.

Clik aquí, clik allá y Mortadelo no hará “nah”

El juego es muy sencillo, mediante frases conversacionales, verbos y combinación de objetos, iremos avanzado por todas las pantallas. En cada nivel que estemos, nos encontraremos con un puzle a resolver. Algunos fijos como el de la araña o los conversacionales, y otros variables como el de puentear el coche, que los colores de los cables variaran en cada partida.
La gracia es que cada puzle lo tendrá que resolver un personaje, por ello tendremos que cambiar entre Mortadelo y Filemón a cada rato. La clave de utilizar uno otro y qué utilizar o coger estará en escuchar lo que nos dicen. Como ejemplo, Mortadelo si algo no puede hacerlo o interactuar con él, más allá del “mirar” soltará un -No, que me canso-
En otros puzles, será el trabajo conjunto de ambos personajes lo que nos dará la solución.

Sulfato para la arañita

Conclusión del Sulfato Atómico

Han pasado casi 20 años desde que lo probé por primera vez, y me sigue haciendo reír a carcajadas como aquel día. El doblaje de este juego es de los mejores que he visto. No pierde ni un ápice del humor que tienen las viñetas. En los diálogos incluso en algunos easter egg, hay gags de llorar de la risa (el de la colilla por poner un ejemplo). Los gráficos de estilo cartoon son geniales, de los de encontrarte mil detallitos en una pantalla (el botón “mirar”lo vais a desgastar)
Por poner una pega, en Win10 la versión de Steam se crashea muchas veces, pero se soluciona con el guardado de partida a cada rato, más que nada para no perder el progreso (cosa que me pasó a mi).
Es un juego cortito, de unas 2-3h, con un humor muy fresco (pese a los años) y unos puzles muy sencillos. Un Point and Click clásico de verbos y combinación de objetos. Si sois fans de los cómics, os encantará y si no los conocéis, es un buen método para entrar en materia “Mortadelistica”.
Es un imprescindible de nuestra historia del videojuego patrio. Ha envejecido genial, tiene ese toque retro de las grandes aventuras gráficas y ademas, las “Mortadeladas” no pasan de moda. Como apunte, para jugar con niños es un 10, pasareis un rato muy divertido.

¿Te ha gustado? Apóyanos en Patreon para seguir creciendo y obtén acceso a contenidos exclusivos

Autor

Redactora en | Web

Redactora en mis ratos libres en Orgullo Gamer, en DeVuego y en mi blog, de mi pasión favorita: los videojuegos. En mis ratos ocupada soy TCAE.