No insistan, quizás Kickstarter ya no sea el camino

Comentario

Ojeo mi historial de apoyos en Kickstarter, donde suelo contribuir (o patrocinar, como dicen ellos) a todos los proyectos de videojuegos españoles de los que estoy al tanto, y no veo más que campañas canceladas. A continuación echo un vistazo a la cuenta de correo de DeVuego, o a las redes sociales, y veo más y más proyectos que acaban de, o van a, o tienen pensado lanzar una campaña en Kickstarter.

Objetivos desorbitados, malas campañas de promoción, proyectos poco atractivos o, quizás, que la plataforma ha sido colapsada. Poco ayuda que nombres conocidos mundialmente se hayan aprovechado hayan hecho uso del crowdfunding como medio para conseguir llevar a cabo los caprichos que las grandes editoras no le permitían. Con suerte a ellos les ha servido como toque de atención para que finalmente las grandes empresas pongan el dinero que falta (porque seguramente con su campaña de financiación no llegarían ni a mitad de desarrollo) para salir adelante, pero por el camino han pervertido la plataforma y la -quizás ilusa- concepción de que el crowdfunding sirve para que aquellos que empiezan y no tienen otro modo de obtener la financiación suficiente para salir adelante.

Tampoco ayuda que muchos hayan visto en Kickstarter (o en similares, pero al fin y al cabo este es el buque insignia del crowdfunding) un modo de obtener cantidades ingentes de dinero -en sus inicios- para financiar proyectos absurdos, mal organizados o, directamente, falsos. Y no hablo de locuras como la famosa ensalada de patatas, sino concretamente de videojuegos. A la locura de videojuegos independientes costeados gracias a la “patada iniciadora” hemos asistido todos, y todos hemos aportado en mayor o menor medida para que esta moda haya terminado por saturar la plataforma, haciendo que cientos de estudios -o agrupaciones de gente-se hayan agolpado a las puertas hasta crear un tapón que finalmente ha bloqueado las aportaciones de los que nos habíamos situado a abrir amablemente esa puerta del mecenazgo -o la preventa con regalos, mayormente-.

kickstarter_wizards

El caso es que ahora mismo no veo muchas posibilidades de que los proyectos de videojuegos españoles se hagan realidad mediante este sistema. Incluso los que partían aparentemente con más fuerza -véase popularidad y experiencia- se han quedado a las puertas de un objetivo de financiación que, claramente, cada vez es más humilde entre aquellos que inician sus campañas con un poco más de cabeza que el resto. Y aún así, sigo viendo objetivos desorbitados si tenemos en cuenta cómo está la situación en este momento.

Por ello, me pregunto por qué sigo viendo semana a semana nuevos proyectos que tratan de financiarse en Kickstarter. No se si sus promotores no son conscientes de esta situación, si se sienten con la confianza o la esperanza de ser ellos la excepción, o directamente es la ignorancia la que guía estos esfuerzos. Creo que la única vía de obtener algo positivo de Kickstarter es dejar de verlo como una forma de financiación global del proyecto, y más como una pequeña insufla económica al proyecto, al tiempo que una forma de promoción importante -todos los estudios que fracasan, destacan aspectos positivos de la experiencia como la gran promoción que supone para su juego el mero hecho de hacer campaña- y un ejercicio de marketing que sin duda la gran mayoría de estudios necesitan.

No me maliterpreten, les deseo lo mejor a todos y cada uno de los proyectos españoles que optan por Kickstarter, y tanto personalmente como desde esta web seguiremos apoyándolos como humildemente se pueda, pero creo que es necesario un cambio de enfoque al usar esta plataforma -o este medio de financiación en general- o bien directamente buscar otros medios para hacer realidad esa idea. Suerte.

Yova Turnes

Autor

Yova Turnes

Creador y Director de DeVuego. Padre. Informático. Ex-Vocalista de Metal Extremo. Pierdo el tiempo haciendo webs de videojuegos como esta.

A continuación

Relacionado Entradas

  • Completamente de acuerdo contigo, el crowdfunding ha colapsado por completo. Como primer paso para los pequeños estudios, yo optaría más por buscar nuevas formas de marketing que a buscar modos de financiación directamente. Buen artículo!

  • ArtiGames

    El problema es que no se esta usando el crowdfunding de manera adecuada. Como herramienta de promoción puede ser muy efectiva, pero al emplearlo en proyectos poco atractivos se hace evidente su desgaste. Si un proyecto subido a Kickstarter no es atractivo (en todo el sentido), no conecta con el público, jamás despertará el interés del usuario y se convertirá en un rotundo fracaso.

  • Coque_Mad

    El crowfunding al fial le ha pasado como a la típica balsa inchable de playa de 20 duros. Todos se quieren subir a ella y al final van al fondo, con balsa incluida.
    Hay mucho famosete que se ha embarcado en esto y que al final a sido, si no malo, un autentico bluf (Might nº9) y que han eclipsado a proyectos mucho más innovares y con un acabado muy bueno.

  • Marina

    Independientemente del mal uso que se le da al crowdfunding, tampoco me parece una razón rotunda como para afirmar que esa es la causa de que proyectos Españoles no se financien.

    Sí que es cierto que cuando no eres conocido, tienes que currártelo más para llamar la atención del público, y sobretodo, su confianza. En esto sí que puede haber afectado en varios proyectos (independientemente de laa nacionalidad de sus desarrolladores) muchas malas prácticas que se han hecho en estas plataformas. Pero por otro lado, no, no es el problema principal y ha quedado demostrado en varias ocasiones. Para que la gente confíe en un grupo desarrollador desconocido, lo que se necesita es una base de experiencia -demostrable- y tener los pies en el suelo, siendo realista al exponer tu proyecto y lo que habrá en él. Indicar para qué, y cómo vas a usar el dinero, de la manera más clara y directa que se pueda… Y sobretodo, tener algo hecho. Un trailer como mínimo, una demo ayuda más.

    Otra cosa que ha quedado muy evidente y que tira por el suelo la teoría de que un proyecto desconocido no se financia por malas prácticas de otros grupos o “personajes” de cierta fama y renombre… Pácticas que he criticado mucho, y me dan mucha rabia… Pero eso es algo a parte, porque es que cuando un proyecto llama mucho la atención de la gente, e incluso de los medios, Kickstarter es la plataforma más adecuada para atraer y difundir a nivel mediático. La prensa del videojuego de varios lugares están al tanto de los proyectos que tienen cierto grado de atención. Nosotros éramos totalmente desconocidos, y tuvimos la “suerte” de que el proyecto llamara la atención de una cantidad suficiente de gente y de la prensa, aunque no fuera muchísima. Pero también tuvimos que difundir nosotros y mandar notas de prensa a varias páginas que no se hicieron eco de la noticia. Porque no podemos esperar a que todo caiga del cielo.

    El peor problema que veo yo, y más a nivel nacional, es la falta de autocrítica. Me parece muy bien que se apoyen proyectos que son desconocidos, porque yo también intento hacerlo con una humilde difusión y/o consejos bajo mi experiencia si me los piden, que tampoco soy gran cosa.

    Lo que no me gusta tanto, es que dicho apoyo sea por ser “españoles”. Eso es un dato totalmente irrelevante. La mejor manera de ayudar, es con sinceridad y con críticas constructivas que ayuden a mejorar algo. No elogiar todo porque sí, evitando sus carencias e ignorando sus defectos. Resaltar virtudes es bueno si no se exagera y si también se muestra la otra cara de la moneda. Así es como no se crean altas expectativas que al final lo que podrían hacer es perjudicar al propio grupo desarrollador. Y me vienen 2 ejemplos de juegos españoles a la cabeza, que la prensa los ponía por las nubes. Cuando salieron, sin ser malos juegos, la gente los trató muy injustamente por las altas expectativas que tenían de ellos. Eso sí que es jodido, es perjudicial para el desarrollador.

    Y si tengo que ser sincera, e insisto que no es porque sea producto nacional (porque eso da igual), sólo me han llamado la atención 4 proyectos españoles que tuvieron crowdfunding en los últimos 4 años. ¡4 años!
    Y los 4 se financiaron satisfactoriamente, debo decir.

    He visto otros proyectos que se nota que llevan mucho esfuerzo detrás, se nota de verdad. Pero no me llaman la atención lo suficiente, ni tengo información suficiente como para juzgar con más profundidad. Los he difundido, sí, pero como apoyo para ver si había gente que sí se sentía atraída por ellos. Eso es lo que pasa con muchas personas.. Que cuando no saben realmente por lo que están pagando, si algo no les atrae lo suficiente, no ceden. Y eso no es culpa de nadie.

    Todo esto es sólo mi opinión, espero no haber ofendido a nadie.

  • Alex Parreño Parreño

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies para mejorar tu experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.plugin cookies